Este nuevo material es muy resistente, y con él podemos realizar desde piezas unitarias, hasta rehabilitaciones completas.

Además, al contrario que la metal cerámica, el zirconio parte de una base muy favorable para realizar nuestras restauraciones y es totalmente biocompatible, sin ningún riesgo de alergias.

Share This